Los vendedores siempre han vendido, y se han limitado a desarrollar sus ventas preocupándose en llegar a sus objetivos mensuales y sus objetivos anuales. Esta era su principal preocupación pensando solo a corto plazo y en sus resultados, sin ver nada más a su alrededor.

Este escenario ha cambiado totalmente, convirtiéndose la gestión de ventas en una gestión compleja a 360º que incluye muchas técnicas y muchos conocimientos. El primero y más importante en convertirse de un vendedor a un profesional del marketing para poder obtener una visión total del proyecto, del cliente y de sus tendencias. Por este motivo deberá empezar a pensar en marketing.

Pensar en marketing significa pensar en varias dimensiones y varios conceptos a la vez, aplicándolos todos por igual, y llegando a adquirir el hábito en dichos pensamientos. A la vez adquirir la visión, no solo a corto plazo, sino también saber pensar a medio y largo plazo para adquirir una visión más predictiva. Pero lo más importante, es adquirir las técnicas de marketing para el desarrollo con éxito. El primero, es pensar siempre en desarrollar la marca y no el producto, y a la vez pensar en el cliente y no en el mercado. Esta es una información que deberá pensar y manejar el propio vendedor al igual que segmentar en los nichos de mercado más pequeños. Saber diversificar al máximo toda la oferta que pueda presentar, tanto productos, como diversificar en clientes o canales de distribución. Pero aquí no queda todo, por que un buen comercial deberá tener la capacidad de desarrollar contenidos de valor para diferenciarse de cualquier competencia directa o indirecta, y fidelizar así a sus clientes.

Los recursos que se le requerirán al comercial de futuro, serán muy exigentes y disciplinados, debiendo de tener una actitud muy rigurosa para poder ser el elegido por el cliente. Tanto es así, que deberá tener en cuenta dos últimos consejos en su gestión. El primero, ser una persona muy creativa con facilidad de aplicar la innovación en su forma de trabajar y comunicar, y el segundo la de estar conectado absolutamente en internet, utilizando todas y cada una de sus herramientas.

Solo así podrá convertirse en un gestor comercial de futuro, con grandes éxitos y buenos resultados.